Banner CS 160x600 2.png

Los ingresos recurrentes y la independencia financiera


Redacción MidPoint |25 de julio 2022


Seguramente has escuchado sobre ser tu propio jefe y volverte un emprendedor como una forma de lograr la libertad financiera, es decir, que tus ingresos no dependan de tu empleador o la empresa para la que trabajas. Sin embargo, esa no es la única forma de alcanzarla. ¿Has oído hablar de los ingresos recurrentes pasivos?


Los ingresos recurrentes son aquellos montos de dinero que ingresan a nuestros bolsillos de manera consistente luego de un cierto periodo de tiempo. De acuerdo con Emilio Zúñiga, guía financiero e inversionista con más de 13 años de experiencia, hay dos tipos de ingresos recurrentes. En primer lugar, se encuentran los activos, que se refieren a las actividades que producen dinero y a la que uno les dedica tiempo, es decir, el trabajo que cada persona realiza.


En segundo lugar, se encuentran los ingresos pasivos. “Son los que no están limitados por tu tiempo. En algunos casos pueden requerir algún esfuerzo inicial para construir estas fuentes de ingreso, pero luego, producen ingresos con poco o nulo esfuerzo. Ya no eres tú trabajando para obtener un sueldo a fin de mes, sino es tu dinero trabajando por ti”, mencionó Zúñiga, quien ha llevado estudios en Harvard en Estados Unidos, así como en universidades en Singapur y España.


Los ingresos recurrentes activos difícilmente te ayudarán a alcanzar la independencia financiera, porque al final se producen solo si estás invirtiendo tu tiempo en ellos. “Por eso yo considero que los segundos son los más importantes, pues te permiten ir reduciendo poco a poco la dependencia de un solo ingreso, es decir, tu trabajo. Entonces, en caso te quedes sin trabajo, tus ingresos recurrentes pasivos te ayudarán a cubrir parte de tus gastos mientras consigues otro empleo”, agregó Zúñiga.

Entre los ejemplos más comunes de ingresos pasivos se encuentran los intereses que se producen con un Depósito a Plazo Fijo, pero también hay opciones que tienen una rentabilidad aún mayor.

Para Emilio, los ingresos recurrentes pasivos pueden permitir incluso que las personas trabajen menos, ya que mientras van creciendo, ya no es necesario producir más dinero. “Incluso podrías cambiarte a un trabajo que te apasione, a pesar que tal vez te paguen menos, o realizar el emprendimiento que aún no te animas a lanzar por temor a poner en riesgo tu estabilidad financiera personal y familiar. Sé que a algunos les sonará muy difícil de realizar, pero les digo, por experiencia propia, que sí es posible”, comentó.


Entonces, ¿cómo empezar?


Si alguien está interesado en empezar a producir ingresos recurrentes pasivos, lo principal es informarse. En palabras de Zúñiga: se inicia con el autoconocimiento, es decir, objetivos financieros y el perfil de riesgo; luego, continúa con construir el portafolio y finalmente, se debe investigar sobre las diferentes opciones de inversión. “Muchos piensan que en las opciones tradicionales de inversión no es necesario hacer esta investigación, pero no es así. He visto muchísimos casos de personas que compraron un departamento para alquilar y luego, cuando hacen los cálculos, se dan cuenta que la rentabilidad real que están obteniendo es de 3% o 4% anual, y esto sin tener en cuenta los pagos de amortización, intereses y seguros al banco si es que compraron el departamento con crédito hipotecario”, mencionó.


En cuanto a los montos, las opciones son diversas. No se necesita tener millones o un capital muy extenso. Hay alternativas en las que se puede invertir desde S/20 o $40 en el caso de inversiones extranjeras. Lo importante es conocer cuáles son las alternativas ideales para ti. Sobre las ganancias, de acuerdo con Emilio pueden variar según las opciones elegidas. “Depende mucho del tipo de inversión. Las que yo prefiero, que son las que generan ingresos recurrentes con riesgo bajo o moderado, suelen tener una tasa efectiva anual entre 12% y 23% en soles y entre 10% y 15% en dólares”, comentó Emilio.


Un curso para aprender más del tema


Existen muchos materiales para empezar a informarse acerca de los ingresos recurrentes e inversiones; sin embargo, no todos provienen de fuentes confiables. Además, mucho del conocimiento se consigue a través de experimentos en diferentes inversiones. Tomando eso en cuenta, Emilio, quien ya ha logrado fundar tres emprendimientos, decidió en 2020 desarrollar un curso que explicara las diferentes fases para lograr generar ingresos recurrentes pasivos. “Básicamente, dirigido a todos quienes quieran ‘un atajo’ y ahorrarse todo ese tiempo de investigación y de ‘prueba y error’”, agregó.


El curso consta de sesiones en vivo con máximo 15 participantes, y con una duración de 10 semanas. Además, viene acompañado de diferentes recursos como plantillas de Excel, grupos de WhatsApp, videos adicionales, entre otros.


Finalmente, al abordar el tema de inversiones en dólares en su curso, Emilio también recomienda MidPoint FX como la plataforma ideal para comprar o vender la divisa. “La recomiendo por su simplicidad, porque ofrecen un tipo de cambio muy competitivo y por su buen servicio al cliente. Además, a mí como inversionista me ayuda mucho. Por ejemplo, el año pasado, con toda la incertidumbre política y económica, decidí aumentar mis inversiones en el extranjero (para diversificar riesgos) y los dólares que necesitaba los compré en MidPoint FX, lo cual me permitió ahorrar versus otras plataformas con las que comparé en ese momento”, finalizó.


Si deseas contactar a Emilio, puedes hacerlo mediante un mensaje de Instagram (@ez_guiafinanciero) o por Whatsapp (969 048 464).



Te puede interesar también:


La economía de la dona y su concepto de prosperidad


¿Te has preguntado de dónde viene la palabra dólar?




Redacción MidPoint

Entradas Destacadas
Entradas Recientes