Banner CS 160x600 2.png

Conoce las estrategias para reducir el impacto del tipo de cambio en las empresas


El dólar no ha parado de subir en las últimas semanas y eso ha puesto los nervios de punta a más de uno. Como ya se ha mencionado, el tipo de cambio nos afecta a todos de diferentes maneras, sea que tengas una cuenta en dólares como si no, es por eso que las consecuencias de las variaciones tan profundas y consecutivas en el precio del dólar ha generado desbalances en más de un sector.


Por supuesto, el Banco Central de Reserva (BCR) ha intervenido con el uso de diferentes herramientas de política monetaria y esto ha logrado aminorar los niveles de volatilidad, pero lo cierto es que el riesgo aún continúa ya que hay una gran incertidumbre política, crisis sanitaria, entre otros, por lo que es el momento idóneo para que el sector privado empiece a actuar.


En este sentido, una de las responsabilidades más grandes la tienen las empresas. Son los diferentes negocios y compañías los que deben empezar a crear estrategias para hacer frente a esta subida de la divisa americana que, al menos por el momento, no parece anunciar un retroceso pronunciado. Entonces, ¿qué pueden hacer las empresas, de cara a sus obligaciones y a sus trabajadores?


Los primeros pasos


Sin duda, uno de los primeros puntos tiene que ver con un análisis. Antes de tomar cualquier decisión, lo primero es analizar cuál es el impacto que la volatilidad en el tipo de cambio puede generar en sus finanzas. ¿Tiene deudas en moneda extranjera? ¿Realiza pagos a proveedores? ¿Tiene insumos que se ven afectados directamente por la variación del dólar? Responder a todas estas preguntas les permitirá avanzar al segundo paso la cual es, definir estrategias para mitigar el riesgo del alza del dólar.


Estas son las estrategias más comunes


Quizás una de las estrategias que más utilizan las empresas para afrontar este tipo de situaciones está ligada al uso de los “swaps” y “forward”, que no son más que acuerdos firmados entre dos partes con algún objetivo. En este caso, las compañías los usan para gestionar el riesgo que implican los movimientos en el tipo de cambio, también conocido como “riesgo cambiario”.


El “forward de moneda” es uno de los instrumentos más usados, de manera que se cambia una moneda por otra, a un tipo de cambio determinado en una fecha futura, ayudando a reducir de alguna manera el riesgo ante un dólar que sigue aumentando su valor versus la moneda local.


Por otro lado, también están los “swaps de moneda”, que funcionan de manera similar al anteriormente mencionado, pero lo que se cambia es el pago de intereses de una moneda a otra y con determinadas condiciones, también en una fecha futura. Todo esto buscando también que la empresa pueda afrontar de mejor manera la volatilidad en el cambio de la divisa.


Siete sugerencias para ahorrar en dólares


Por último, otro instrumento que se utiliza son las “opciones de moneda”, a diferencia de los anteriores, este documento no implica una obligación, sino más bien el derecho de una parte a vender una moneda a un tipo de cambio pactado previamente y en una fecha futura.


Estos tres instrumentos son los que las compañías más utilizan para tratar de “cubrirse” ante los estragos que ocasiona la volatilidad en el tipo de cambio. Sin duda, el país está afrontando un momento complicado y es necesario tomar precauciones para proteger los diferentes negocios y capitales.


Como siempre, el sector financiero tiene muchas opciones a disposición de los empresarios, y lo que se necesita para tomar las mejores decisiones es un análisis correcto de la situación de la compañía para así lograr entender sus principales necesidades.



Redacción MidPoint

Entradas Destacadas